martes, 17 de enero de 2017

Convocatoria a la Asamblea General Extraordinaria

COMUNICADO EN SOLIDARIDAD CON LA HUELGA.

El Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) se solidariza con la huelga del Sindicato de Trabajadores Académicos y Docentes del CONALEP (SITRAyD-CONALEP), del Estado de Nayarit.

El día de hoy a las 6:00am el SITRAyD-CONALEP de Nayarit estallo la huelga en los 4 planteles del Estado y la Dirección General de manera simultánea, colocando candados y banderas de huelga. 

Las autoridades educativas en el Estado han mantenido una postura intransigente durante dos años, realizando múltiples violaciones al Contrato Colectivo de Trabajo y sin atender las justas las demandas de nuestros compañeros.

El Sindicato Mexicano de Electricistas hace un energico llamado a las autoridades educativas y en materia de trabajo para dar solución a este conflicto. Llamamos a la instalación inmediata de una mesa de negociación entre el SITRAyD-CONALEP y la Dirección General de CONALEP. 

Por su parte el SME se mantendrá al tanto de la evolución del conflicto y no dudaremos en movilizarnos en solidaridad con nuestros compañeros. 

FRATERNALMENTE.
“Por el Derecho y la Justicia del Trabajador”
José Humberto Montes de Oca Luna.
Secretario del Exterior.
Sindicato Mexicano de Electricistas. 
Ciudad de México 16 de enero de 2017.

México: ¿encenderá la gasolina el fuego de la historia?

Víctor M. Toledo
Los grandes cambios, los saltos cualitativos, en el mundo físico, biológico y social se dan por la acumulación cuantitativa, que es también una suma progresiva de recuerdos, una agregación de experiencias. El ejemplo clásico es el del agua convirtiéndose en gas o en sólido. El incremento o disminución de la temperatura, la acumulación o disminución de grados impulsa el gran salto que transforma el estado líquido del agua en gas o en sólido. No hay diferencia aparente entre el grado 99 y el 100 o entre el cero y el menos uno; sin embargo, debemos contemplar una enorme transformación inesperada y sorpresiva. Lo mismo sucede con las revoluciones sociales, con las grandes sacudidas societarias. En 1968, en el término de unas cuantas semanas los jóvenes estudiantes del país logramos que la patria temblara y el poder quedara acorralado. Fue, y así lo tengo en el recuerdo, como un voraz incendio que arrasó casi instantáneamente y que abrazó a decenas de miles y que desató a las conciencias adormecidas y su colosal fuerza transformadora. No fue cualquier incendio, fue el fuego de la historia.
Luis Hernández Navarro
Ni un peso más!, gritan los manifestantes a los automovilistas que cruzan la garita El Chaparral, al tiempo que levantan las plumas de la aduana de México y permiten el ingreso de los carros sin revisión de las autoridades del Servicio de Administración Tributaria. Los conductores responden tocando el claxon en señal de apoyo.
Los ciudadanos de Baja California están furiosos. Protestan contra el gasolinazo y contra la Ley del Agua que privatiza los recursos hídricos. Gritan: ya basta, estamos hartos. Exigen la renuncia de Enrique Peña Nieto. Le prenden fuego a la bandera de Estados Unidos. Sus movilizaciones no cesan.
La Oficina de Aduana y Protección Fronteriza de Estados Unidos responde cerrando de manera intermitente la garita El Chaparral. Informa: Todos los viajeros que deseen entrar a México en vehículo, deben hacerlo a través del cruce fronterizo de Otay hasta nuevo aviso. El cruce San Ysidro continúa abierto en ambas direcciones (norte y sur) para los peatones, al igual que el cruce PedWest.
Sin duda, los funcionarios estadunidenses deben estar felices con el estallido de la inconformidad popular en su frontera sur. Por eso cierran parcialmente garitas...

No por gastar menos se saldrá de la crisis.

Arturo Huerta González*
Resulta que ahora los partidos políticos, el Senado y la Cámara de Diputados y otras dependencias no gubernamentales se suman a la política oficial de recortar los gastos, para supuestamente vender la crisis, alcanzar el superávit fiscal y así cubrir el pago de la deuda. Las políticas de austeridad restringen el gasto e inversión, lo que se suma al menor crecimiento de las exportaciones, a la caída del consumo de las familias, como a la menor inversión del sector privado, lo que llevará a la economía nacional al estancamiento. La economía depende del gasto público, como del consumo de las familias, de la inversión del sector privado, de las exportaciones netas y de la entrada de capitales. Si todo esto cae, se restringe la demanda interna y externa, por lo que no hay crecimiento económico. A ello se suma la menor entrada de inversión extranjera directa, como la salida de capitales que están especulando frente a la devaluación del peso, por lo que menos inversión pasa a darse en la economía. Menos crecimiento, menos generación de empleo y menor bienestar para la población.

lunes, 16 de enero de 2017

Ya no tenemos miedo.

John M. Ackerman
Fracasó la estrategia del miedo. La represión asesina, las cortinas de humo mediáticas y los provocadores violentos no lograron apagar el fuego de la indignación ciudadana. Al contrario, hicieron crecer aún más la llama de la protesta y la esperanza.
Desde la entrada en vigor del gasolinazo el 1º de enero, ha habido movilizaciones todos los días a lo largo y ancho de la República Mexicana. Algunas han sido pequeñas e intensas, otras medianas pero con gran arraigo popular, y otras enormes, llenando hasta el tope las plazas públicas correspondientes. Desde Tapachula hasta Tijuana, desde Ixmiquilpan hasta Mexicali, desde Acapulco hasta Camargo, y desde Guadalajara hasta la Ciudad de México, el pueblo mexicano se ha levantado.
Todos los sectores de la población han participado, incluyendo estudiantes, campesinos, maestros, carpinteros, médicos, oficinistas, transportistas y empresarios. El colapso en el valor del peso, el saqueo de los recursos naturales y el aumento generalizado en los precios nos afectan de manera directa a todos. El pueblo mexicano clama con una sola voz la exigencia común de paz, justicia, democracia y bienestar. Nos encontramos en medio de una auténtica coyuntura de ruptura del régimen imperante.
Enrique Peña Nieto se ha quedado solo y da la impresión de haber tirado la toalla. ¿El Presidente en funciones ya habrá echado a andar los preparativos para su escape anticipado del país? Siguiendo el ejemplo tanto de su amigo y cómplice Javier Duarte como de su maestro Raúl Salinas de Gortari, es muy probable que Peña Nieto ya haya mandado a imprimir pasaportes falsos para él y su familia para burlar los controles fronterizos. Seguramente también ya iniciaron las transferencias de las riquezas mal habidas de la familia real a cuentas blindadas en Miami, Panamá, las Islas Caimán o algún otro paraíso fiscal.
Quien hoy gobierna a México no es Peña Nieto, sino la dupla de Luis Videgaray y Miguel Ángel Osorio Chong. Videgaray opera en los bajos mundos del sector financiero internacional para, junto con su amigo Donald Trump, facilitar el saqueo nacional y la destrucción de la economía mexicana. Mientras, Osorio Chong comanda las fuerzas represivas del Estado para evitar que las protestas ciudadanas pacíficas crezcan y se coordinen. El secretario de Gobernación siembra provocadores, ataca la población con su Policía Federal y opera en el Congreso de la Unión para establecer una suspensión permanente de nuestros derechos humanos en todo el país.